spot_img
spot_img
7.8 C
Nueve de Julio
viernes, mayo 24, 2024

Gladys Adela Issouribehere. Escritora e historiadora de Bragado, con cuna nuevejuliense

* Nacida en 9 de Julio, se encuentra radicada en la actualidad en la ciudad de Bragado.
* Escribana pública de profesión, ejerció en la vecina ciudad hasta su retiro en el año 2000.
* Desempeñó la jefatura del Registro de las Personas de Bragado y se dedicó a la docencia de nivel secundaria.
* Durante la gestión del intendente Alfredo Egidio Mileo, también nuevejuliense, fue designada secretaria de Bienestar Social
* Descubrió tempranamente su vocación hacia el teatro, el canto y las letras.
* Como historiadora se abocó a la investigación de la rica historia bragadense acerca de la cual ha publicado interesantes libros que son obras de enfoque agudo, prosa dinámica y atractiva.

Si se desean conocer aspectos vinculados a la historia del vecino Partido de Bragado es ineludible recurrir a una bibliografía notable: las obras de la escribana Gladys Adela Issouribehere de Delgado. Ella, junto al ingeniero Aníbal Grosso, son hoy por hoy, los referentes en la investigación histórica de ese lugar; sin desmerecer, naturalmente, el aporte de otros escritores locales que también incursionan en el mismo género del ensayo histórico.
Quizá no todos sepan que, Gladys nació en 9 de Julio y, como investigadora del pasado bragadense, sigue el camino iniciado por el recordado Juan Ramón Moya, aquel historiador y gran educador que también supo recalar temporalmente como maestro en 9 de Julio. Nacida en 9 de Julio, su padre era empleado de comercio y su madre maestra. En sus primeros años vivió en Bragado, luego en 25 de Mayo y, por último, retorno a Bragado donde se radicó definitivamente.


Sus estudios primarios y secundarios los cursó en la Escuela Normal de Bragado. Culminados los segundos, obtuvo el título de Maestra Normal.
En la Universidad Nacional de La Plata prosiguió su formación como alumna libre. En esa casa de estudios se graduó como Escribana Pública.
Como notaria fue adscripta al Registro de Contratos Públicos N°5 de Bragado el 14 de octubre de 1964. Poco después, el 8 de junio de 1966 fue puesta a cargo del mismo hasta el 14 de diciembre del año siguiente en que se la designó como escribana titular.
Ejerció su profesión como notaria hasta el 11 de febrero de 2000 en que se acogió a los beneficios de la jubilación.
Gladys Adela Issouribehere entró, siendo muy joven, en la gestión municipal. El intendente de Bragado, Alfredo Egidio Mileo, también nuevejuliense, la designó secretaria de Bienestar Social en setiembre de 1959.
Por otra parte, también tuvo a su cargo la jefatura del Registro de las Personas de Bragado hasta 1993. Habiendo abrazado la docencia, herencia de su madre, ejerció en la Escuela Normal y en el Colegio Nacional de la misma ciudad.

VIDA CULTURAL
Gladys Issouribehere, desde su primera juventud, ha tenido una participación muy activa en el rico universo cultural bragadense. Hacia 1954 comenzó a incursionar en el teatro vocacional. Participó, por entonces, en la obra “La Barca sin Pescador” de Alejandro Casona, presentada en el Teatro Constantino.
Más tarde, en la década de 1970, también lo hizo en otras puestas teatrales, tales como “Cándida” de George Bernard Shaw, “El difunto señor Pic” de Charles de Peyret Chappuis, “Cianuro a la hora del té” del dramaturgo y novelista checo Pavel Kohout y “Sonata de Otoño” de Ingmar Bergman, entre otras.
Precisamente, con la obra “Cianuro a la hora del té”, en la que actuaba junto a su sobrina Andrea Ines Bollini, visitó la ciudad de 9 de Julio. Lo hizo el 17 de septiembre de 2010, efectuando la puesta en escena en la Escuela N° 4.
Algunas de estas obras, además del Teatro Nacional Cervantes y en el Teatro de la Casa de la Provincia de Buenos Aires.
El canto también la ha tenido, tempranamente, entre sus cultoras. Iniciada en el antiguo coro de la parroquia, participó en diferentes agrupaciones corales, entre las que pueden mencionarse el Coro del Centro Vasco y el Grupo Vocal Constantino. También incursionó en el radio teatro, a través de la emisora Radiodifusora Santa Rosa, junto a Noel Azurmendi, Felipe Amado y Mery Sabugo.

EN LA INVESTIGACION DE LA HISTORIA
Gladys es una de las referentes en la investigación de la historia de Bragado.
En 1993, a punto de jubilarse como jefe del Registro de las Personas, publicó “Pequeñas historias de cien años”, aprovechando los datos que brindaban los libros que albergan las partidas de Nacimientos, Matrimonios y Defunciones.
Por otro lado, la experiencia adquirida durante treinta y cinco años de actividad notarial le permitió a Gladys Issouribehere extraer datos valiosos de los viejos protocolos que, normalmente, no alcanza a advertir un neófito. Entonces retomó la historia lugareña a través de los solares del pueblo, verdaderos disparadores de recuerdos, dando vida a otro interesantísimo libro “Secretos de la Memoria” y a su segundo tomo, “Más Secretos de la Memoria», que completa la investigación realizada.
Con estas obras procura rescatar la historia social de Bragado, sin distinción de estratos sociales, a través de la vida de su gente. El valor histórico, social educativo y cultural de estas obras, representa un hallazgo permanente para el presente y futuro, poniendo de manifiesto el respeto de la historia de Bragado.
En el género de novela histórica también publicó “El precio de un crimen”, basada en un hecho conmocionane ocurrido en Bragado el año 1903, que tuvo repercusión nacional.
Siempre generosa en su labor como historiador, prestó su colaboración en “Cronología de Bragado”, la brillante revista del Centro de Profesionales de la Ingeniería de Bragado, editada por el ingeniero Aníbal Grosso.

DISTINCIONES
A lo largo de su carrera vital y de su trayectoria profesional, quien nos ocupa ha obtenido merecidos reconocimientos. Entre ellos pueden mencionarse el Premio Municipalidad de Bragado en rubro Letras, en 1991; el Premio “Santa Rosa de Lima”, en 1993; la distinción “Mujer destacada del año”, también en 1993; una medalla de bronce otorgada por la Comisión Permanente de Homenaje a la Mujer Bonaerense en 2004 y un reconocimiento especial con motivo del “Día de la Mujer” dado por la Comisión de Desarrollo Social del Centro Scalabrini Ortiz, en 2007.
En octubre de 2023, fue reconocida entre las personas destacadas de su comunidad.

PALABRAS FINALES
Casada con Juan Carlos Delgado, fallecido en 1996, Gladys es madre de dos hijos, María Gabriela y Cristian.
Radicada en la actualidad en Bragado, sigue contribuyendo con su obra literaria a mantener viva la memoria activa de la historia y el patrimonio de los bragadenses.

Más noticias