spot_img
spot_img
27 noviembre 2022

El Museo de 9 de Julio, una historia centenaria

En la tarde de hoy se inaugurará el «Museo, Archivo Histórico y Centro Cultural Julio de Vedia», tal es su nueva denominación. Con antelación nos hemos ocupado de la historia del edificio que, desde ahora, albergará al Museo local, pero no se ha hecho referencia acerca de la historia de esta institución como tal.

CENTENARIO
Cabe recordar que el Museo local fue fundado por ordenanza del Concejo Deliberante de 9 de Julio, el 8 de julio de 1916, con la denominación de “Museo Centenario de 1916”. Su fundador, el escribano Carlos Ortiz Costa, era a la sazón edil de ese cuerpo deliberativo.
El 3 de febrero de 1948, fue refundado por medio de un decreto del comisionado municipal Victorio Piccinali, recibiendo el nombre de “Museo tradicional Histórico Municipal ‘Gral. Julio de Vedia’”. Desde entonces, quedó  conformado por una pequeña exposición que debía ser conservada en una de las oficinas municipales.
Pero, hasta entonces, poco o nada se había tenido en cuenta para con los documentos históricos; preferentemente, aquellos que se encontraban en el Archivo Administrativo. La carencia de un Archivo Histórico hacía que, documentos cuyo alcance temporal comenzaba hacia 1866 se encontraran en el mismo edificio y fueran sometidos al mismo tratamiento, que las piezas archivísticas más recientes.

LA ORGANIZACION DEL MUSEO
Alrededor de 1952, Juana Elías de Mascheroni, comenzó una tarea de relevamiento documental en el archivo administrativo de la Municipalidad de 9 de Julio. Esa labor fue clave para la conformación de lo que más tarde sería el Archivo Histórico.
Precisamente, gracias a sus gestiones, el 21 de marzo de 1955 fue conformada una comisión cuyo objetivo sería el de organizar un museo y archivo histórico. Juana E. de Mascheroni fue elegida para presidir esa agrupación, integrada además por Ana del Carmen G. de Murua, Eda E. Ramaioli, Antonia N. Cancelleri, Josefina Y. de Viegas, María Antonia Montero, Padre Meinrado Hux, Elina Lidia Maldonado, Agustina Elías, Amalia Viegas y Blanca Deluisa.
Para el 22 de marzo de 1955, la comisión presidida por Juana Elías de Mascheroni se hallaba trabajando activamente. Se habían fijado las primeras pautas de labor y se fijaban las primeras proyecciones en torno a cuando se debía realizar. Para mayo de ese año, había sido conformada una subcomisión encargada de la clasificación de los documentos del Archivo Municipal. Sus integrantes se congregaban los días lunes y martes, entre las 14 y las 16 horas.

EL IMPULSO DEL COMISIONADO LATINO CORDOBA
Tras la caída del gobierno del general Perón, el Poder Ejecutivo municipal quedó a cargo de un comisionado, el Capitán de Navío Roberto Latino Córdoba. Frente a ello, en la sesión del 15 de octubre de 1955, la comisión de organización del museo y archivo histórico resolvió: «…visitar al Sr. Comisionado Municipal en cuanto se haga cargo para presentarle nuestros saludos y ponernos a su entera disposición en lo que se refiere a la situación de nuestra Comisión; es decir, si debe seguir o no, continuar su tarea como hasta ahora lo hacía, catalogando y fechando documentos, trabajo que se realiza bajo la dirección de la Sra. presidenta Juana E. de Mascheroni».
En realidad, para entonces, Juana E. de Mascheroni se hallaba radicada fuera de 9 de Julio, pero aún así seguía prestando su colaboración de asesoramiento a la comisión.
Si bien la comisión recibió el apoyo, por lo menos explícito, del Comisionado Municipal, hacia enero de 1956 entró en un impás.
En consecuencia, el 23 de abril del mismo año, el comisionado Latino Córdoba suscribió un decreto por medio del cual modificaba «el Decreto Nº 41 del año 1948, creando el Museo Tradicional Histórico ‘Gral. Julio de Vedia’, el que en lo sucesivo se denominará Museo y Archivo Histórico ‘Gral. Julio de Vedia’». Al mismo tiempo, formaba una comisión directiva que tendría a su cargo el funcionamiento de ese Museo y Archivo Histórico (la denominación que se empleó siempre fue la de Archivo y Museo Histórico), la cual quedó integrada de la manera siguiente:
Presidente: Ernesto B. Báncora.
Secretaria: Noemí G. Salas.
Vocales: Ilda De Miguel de Mosca, María Antonia Comas, Emilio C. Adobato y Edgardo López.
Miembros Honorarios: Áurea Lozza de Vita y Juana Elías de Mascheroni.
Tres días más tarde, la nueva comisión trazó los lineamientos generales de trabajo, las cuales consistían en cuatro etapas:
«1ª Etapa: Organización del Archivo Histórico.
«2ª Etapa: Formación y organización del Museo Histórico.
«3ª Etapa: Difusión periodística de la Historia Lugareña.
«4ª Etapa: Difusión didáctica de la Historia Lugareña».
También «se resuelve y se concerta telefónicamente, en el transcurso mismo de la reunión, una entrevista con la señora Áurea L. de Vita […] a los efectos de recibir y aceptar oficialmente la gentil donación que en forma extraoficial y verbalmente hiciera al Comisionado Municipal […] del valioso archivo histórico conformado a través de muchos años de paciente labor por quien en vida fuera su esposo, don Buenaventura N. Vita».
La colaboración de Juana Elías de Mascheroni seguía siendo muy efectiva, o por lo menos, muy valorada por la nueva comisión. De hecho, en esa ocasión habían resuelto dirigirle una nota interiorizándola acerca de la labor proyectada y poniendo «los archivos a su disposición a los efectos de que pueda proseguir con sus trabajos de clasificación y organización, iniciados con la anterior comisión».
La clasificación del Archivo Municipal y la incorporación de la donación realizada por los familiares de Buenaventura N. Vita hoy denominada Fondo Buenaventura N. Vitadieron forma al área archivística del Archivo y Museo Histórico.
El sector museográfico fue enriquecido con los objetos históricos hasta entonces conservados en la Escuela Nº 1 «Bernandino Rivadavia», los cuales fueron transferidos a manos de la comuna por su director, José Francisco Tapia.

LA PRIMERA INAUGURACION DEL MUSEO
El 17 de abril de 1958 fueron inauguradas las nuevas instalaciones del Archivo y Museo Histórico en el ámbito edilicio de la Municipalidad. Allí fue ubicado el Archivo Histórico, juntamente con las vitrinas que guardaban los objetos.
Desde entonces, se inició una importante tarea de preservación de las fuentes históricas. Procurando la reunión de documentos de diversos orígenes, donados por particulares o transferidos desde dependencias oficiales.
Para la organización del área archivística, dispuesta por Juana E. de Mascheroni, presumiblemente  fue inspirada en la del Archivo Histórico de la Provincia de Buenos Aires «Doctor Ricardo Levene», con sede en la ciudad de La Plata.
Este acervo fue catalogado por medio de dos catálogos, uno alfabético (onomástico) y otro cronológico.
En la actualidad, desde el Archivo y Museo Histórico se trabaja, siguiendo el esquema trazado por su iniciadora, Juana Elías de Mascheroni, en la preservación, catalogación y difusión de las fuentes históricas.
Además de los documentos del denominado Archivo Histórico Municipal, componen el Área Archivística, el “Fondo Buenaventura Vita”. Como se dijo, una preciada serie de volúmenes, comprendida esencialmente por publicaciones, apuntes y libros, pertenecientes al primer historiador de 9 de Julio, Buenaventura N. Vita (1884-1954).
Las donaciones particulares, tales como la realizada por la Familia Bai, denominada «Archivo de la Empresa Constructora Bai», reúnen documentos escritos y numerosa cantidad de planos de importante valor.
El Archivo Fotográfico está compuesto por parte de los ejemplares pertenecientes a la donación Vita y al “Fondo ‘Fotografía Adobato’”. Aparte de la numerosa colección de positivos (41 cajas), lo completan gran número de placas negativas, pertenecientes al archivo de “Fotografía Adobato”.
La hemeroteca es otra sección importante del Área Archivística. Se encuentra formada de un valioso archivo de periódicos locales y de circulación nacional.

CASA DE LA CULTURA
Por ordenanza del 14 de enero de 1976, en el espacio físico del Archivo y Museo Histórico «Gral. Julio de Vedia» fue creada la Casa de la Cultura «Prof.  Enrique Catani»… Después de ocupar otros inmuebles, desde comienzos de la década de 1980, el Museo y Archivo Histórico fue trasladado al edificio de Libertad esquina Ramón N. Poratti.
En junio de 2003, el Concejo Deliberante de 9 de Julio, por medio de una ordenanza, estableció que el espacio físico albergue al Archivo y Museo Histórico «General Julio de Vedia» debe denominarse Casa de la Cultura «Profesor Enrique Catani» siguiendo la iniciativa de 1973.

museo de 9 d ejulio

Últimas noticias

Estudiantes secundarios de 9 de Julio recibieron netbooks

En la tarde del jueves 24 de septiembre se entregaron netbooks del programa Conectar Igualdad a estudiantes de las...

Noticias relacionadas