28 julio 2021

Un debut de Once Tigres, que contagia ilusión

DEPORTESONCETIGRES23Este domingo Once Tigres se impuso como local 2 a 1 ante Sportivo Barracas de Colón en el debut en la temporada, en su tercera campaña en el Argentino B que organiza el Consejo Federal de la Asociación del Fútbol Argentino.

El encuentro se diputó en el Estadio Abel Del Fabro del club nuevejuliense con el debut de Daniel «Tato» Márquez como entrenador en esta exigente categoría.
El partido fue muy atractivo en el primer tiempo, jugado por dos equipos comprometidos por el resultado y en la búsqueda permanente por el arco de enfrente. El equipo de 9 de Julio fue un justo ganador y el de Colón un digno rival, condicionado en el complemento porque jugó con un hombre menos.
Era una incógnita para el público saber qué le podía ofrecer la nueva versión de este Once Tigres con sólo tres jugadores titulares de la temporada anterior, con muchas caras nuevas, en un equipo en el inicio de su etapa de gestación. La sorpresa fue grata, mucho más que agradable, más allá de lo que puede quedar por corregir.
El partido fue muy intenso en la etapa inicial, se jugó con intensidad, movimientos verticales de ambos equipos. La presión la intentaba poner Once Tigres con Ojeda sobre Villalonga y Sp. Barracas salía rápido en las respuestas a través Acerbo en la búsqueda de Cuello por la izquierda del ataque.
En un juego con más vocación ofensiva que defensiva, ambos equipos llegaban con peligro de gol. En el minuto 7′ Hazaña empezaba a desnivelar y generó la primera de riesgo. La respuesta en una maniobra de Acerbo fue para el visitante a los 10′ y Torres se esforzó en el 1º palo. En el minuto 12 presionó Azaguate en la salida de Sp. Barracas, descargó a la derecha y el propio Azaguate no llegó para definir.
Cuando atacaba Once Tigres y enviaba centros peligrosos al área chica apareció en dos ocasiones Palavecino para despejar el inminente peligro.
Cuando se jugaban 19′ llegó la apertura. Cerfoglia abrió para Azaguate, el centro encontró al propio Cerfoglio que la bajó para Espíndola y el «9» -también de cabeza- empezó a hacerse conocer rápidamente con el primero de los goles. El 1 a 0 era un premio para los locales que hacían mejor las cosas.
Duró poco la primera ventaja. Una pelota parada, la peinó Giacopetti y Cuello definó ante la salida de Torres marcando el 1 a 1 para Sportivo Barracas a los 20′.
Reaccionó Once Tigres y a los 22′ otra vez pasó al frente. Nuevamente Espíndola apareció en escena por derecha, buscando la descarga con Hazaña y el mismo Espíndola estableció el 2 a 1 con remate bajo junto al caño.
Se adelantó Sp. Barracas en busca del empate, con la salida de Villalonga, la pelota segura y los pases certeros de Acerbo, aunque los centrales de Once Tigres Cepeda y Rezzano estaban atentos para despejar el peligro.
En el minuto 29′ Giacopetti ensayó una tijera, rematando desviado desde buena posición cuando estaba habilitado. El primero tiempo en esa media hora era vibrante, los protagonistas ofrecieron en ese momento lo mejor del partido.
Al término de la primera etapa se fue expulsado Ruiz Tozzi por entrarle con la pierna levantada de manera innecesaria a Maximiliano Ojeda (le dejó los tapones marcados). El árbitro le mostró la roja directa.
Leguizamo ingresó por Lagneaux para el visitante reacomodando las piezas. En el complemento el trámite cambió. No se presentó aquel partido de ida y vuelta.
Bajó el ritmo. Once Tigres tuvo más la pelota y Cerfoglia pudo manejarla, siempre buscando al compañero que se encontraba solo.
Sportivo Barracas no tenía las mismas posibilidades, disminuido en su potencial. El DT buscó con García tener más movilidad arriba pero no lograría la profundidad.
En un adelantamiento por pelota parada de Sp. Barracas casi llega el tercero de Once Tigres. Claudio Jaime se escapó por el sector izquierdo, encargó y su remate lo devolvió el caño derecho de Herrera.
En otra pelota parada la peinó Palavecino, quien demostró toda su personalidad en las dos áreas para llegar con peligro a los 15′.
Ambos técnicos agotaron los cambios, para darle aire fresco a sus equipos, con jugadores que sintieron el cansancio en el inicio de la temporada.
Terminó ganando bien Once Tigres porque hizo mejor las cosas en ataque y contó con la figura de la cancha, Lucas Espíndola en dos tantos que definieron el partido.
El rival, Sportivo Barracas es un equipo para tener en cuenta que dejó una buena imagen en el debut en la categoría. Le tocó debutar ante un equipo que por momentos lo desbordó y tiene material como para pensar en hacer una buena campaña. El fin de semana visita a Argentinos de 25 de Mayo.

Últimas noticias

Día Nacional de Concientización sobre el TDAH

Hoy como cada día 28 de julio es el Día Nacional de la Concientización, Sensibilización e Información sobre el...

Noticias relacionadas