7 diciembre 2021

PASO: para ganar hay que unir

image descriptionLo dijo el Dr. Gallo Llorente al referirse a lo que se juega en las urnas: la unidad partidaria
En esta instancia previa a las PASO, el slogan de campaña de “Unidos Volveremos” es “Para ganar hay que unir, para unir hay que dejar de ser una pequeña fundación y pasar a ser un gran movimiento integrado por hombres y mujeres que sólo los banca su corazón”. Al preguntársele al Dr. Gallo Llorente, precandidato a concejal, acerca del significado de la frase respondió: “Hay un pasaje de la Biblia que relata que un niño hizo un hoyo en la playa (en la arena) al que llevaba agua. Se acerca a él un profeta que quiso saber cuál era el propósito de esa acción. El nene explica que meterá el mar en ese pozito. El profeta le señala la imposibilidad de llevar el mar a un hoyo. Esto significa que hay hechos que la voluntad no puede resolver; quien resuelve es el cambio de mirada: pararse en otro lado para ver.”
Ricardo Gallo Llorente manifestó: “Hoy, en 9 de Julio, el movimiento de masas tiene su expresión política concentrada en un grupo reducido de personas que no ponen en marcha las dinámicas partidarias y carecen de inserción dentro del movimiento. Y ese grupo pretende meter toda esta realidad adentro de una pequeñísima estructura –lo cual ha generado el fracaso del peronismo. Entonces nuestro desafío es dejar de llevar el mar al pozito y devolverle el centro de la conducción – que hoy está en la Fundación que preside Delgado- al Movimiento. De hecho, la Fundación tiene sede en el Partido. El presidente del Partido es Horacio Delgado que, además, maneja la Fundación Trascendiendo. A la Unidad Básica, prácticamente, la maneja Delgado. Hay, entonces, una concentración de poder aunque él diga ‘las puertas están abiertas’; pero es sólo para ir al pie, sin posibilidades de modificar el estilo de conducción.

Sólo los banca su corazón
Consultado acerca de la aspiración de logar “un gran movimiento integrado por hombres y mujeres que sólo los banca su corazón”, el dirigente afirmó “Integrado por militantes de una causa que por su trabajo no piden nada a cambio: los inspira un fin superior. Perón lo definía con la frase ‘Primero la Patria, después el movimiento y, por último, los intereses de los hombres’. Cuando un movimiento está movilizado e impulsado por una causa alcanza los fines que se propone. Pero si un militante antepone y defiende los intereses de un círculo por sobre los intereses de su movimiento, hay que dudar de su condición de peronista”. En definitiva, se trata de dar cumplimiento a un código de ética y militancia válido para todos los partidos políticos.
Antecedentes del problema y estrategias para revertirlo. Al referirse a las razones que dieron origen a la existencia de una serie de grupos de origen peronista se ofrecen como alternativa electoral para el domingo próximo, explicó: “A esta situación de conducción unipersonal y casi absoluta se llega por una concepción política que está muy lejos de ser la apropiada para conducir al Movimiento. Perón sostenía que para gobernar hay que hacer lo que el pueblo quiere, y esto es aplicable al movimiento. La eficacia de ese estilo de conducción es que líder y pueblo marchan juntos, en un proceso de ida y vuelta. Cuando la gente no se siente interpretada por su conducción, se dispersa, se disgrega. De modo que si el general se da vuelta, atrás ya no hay soldados.
Las dificultades se revierten –dijo Gallo Llorente- considerando que los partidos se sostienen con hombres, métodos y proyectos. Habrá que analizar –obviamente- qué falló: si sus hombres y su metodología de trabajo, o si la propuesta fue inadecuada. La metodología tiene que ser la de la integración y el consenso. Y los acuerdos básicos no deben transgredirse”.
Este medio le preguntó si hay una fractura, por estas horas, en el peronismo de 9 de Julio. Manifestó: “Diría que sí. Pero no como de esas copas de cristal, imposibles de reparar. Si miramos la historia, hubo fracturas más profundas y, sin embargo, el peronismo siempre supo recuperarse. Claro que –recordó- costó tiempo. Y hubo renunciamientos”. Evocó el precandidato a concejal los nombres de los protagonistas de los renunciamientos históricos: John Williams Cook, Mathieu Flamini, Raimundo Ongaro –entre otros. “Hombres –agregó- que supieron correrse para evitar fracturas”.
Hoy, los renunciamientos podrían ayudarnos. Tal como lo hizo Blanco –candidato a Intendente- al perder las elecciones del 83; yo tampoco volví a postularme después del 87” (cuando el resultado electoral le fue adverso). Por eso entiende que este es el tiempo del renunciamiento de Delgado “luego de perder más de una elección”.
Ante la pregunta ¿Si Delgado gana las elecciones, ustedes se corren? ¿Y debería correrse Delgado si gana la lista “Unidos Volveremos?, Gallo Llorente dijo: “Es así. Pero, convengamos, que también así lo establece la ley”.

Pedir el voto sin promesas
En otro tramo de la entrevista, se solicitó al dirigente su opinión sobre un aspecto significativo: los candidatos piden el voto, y lo hacen sin promesas. Refirió: “El único que podría prometer es quien ejerce el ejecutivo. Nosotros decimos lo que venimos haciendo: presentar trabajo para recuperar el movimiento como herramienta de transformación. El resultado de las PASO pondrá sobre la mesa el grado de representatividad que cada uno tiene para facilitar la reestructuración del peronismo”.

En el problema está la solución
Hizo referencia “a la cantidad de propuestas en las que coinciden varios de los postulantes del peronismo, y en el diagnóstico y el origen del problema”. Agregó “Dicen que un problema tiene inicio de solución cuando se lo reconoce como tal”. Ejemplificó: “Si hubo falta de consensos y de acuerdos, habrá que trabajar para conseguirlos; si hubo ejercicio autoritario de la conducción, se tratará de democratizarla. En la identificación del problema está la solución. Y los miembros de las otras listas peronistas saben que 9 de Julio tiene destino, si el peronismo recupera el Municipio”. Enfatizó: los dirigentes y la gente lo sabe; excepto una persona: Delgado”.

Elecciones partidarias
Al mencionársele si es conveniente que haya elecciones internas partidarias para democratizar al movimiento, Gallo Llorente mencionó la necesidad de “actualizar los padrones, que son obsoletos, y responder a un reclamo de la Justicia, que sí pide que las haya”.
“Esto demandará algún tiempo. Creo que, de alguna manera, deberemos darnos por satisfechos con lo que expresen las PASO”.

Últimas noticias

Gran cierre del año para Milton Silvestre

El piloto nuevejuliense Milton Silvestre redondeó un gran fin de semana, en el cierre de la temporada de la...

Noticias relacionadas