1 diciembre 2021

Se cumple un nuevo aniversario del fallecimiento de Jesús Blanco

Han transcurrido cinco años desde su partida y, para muchos, el tiempo parece no haber pasado, Incluso, hay a quienes aún les cuesta comprender, hacerse a la idea de que Jesús Abel Blanco, “Don Jesús” para muchos, ya no está físicamente.

Es que, más allá de los ideales políticos que cada uno abrace, la figura de Blanco es señera; y resulta difícil entender un 9 de Julio sin Blanco.
Un hombre que abrazó su destino. En un largo camino, a través de una firme vocación de servicio y con la mirada puesta en las necesidades de su gente, tuvo la capacidad de ver más allá de las apariencia; de hallar lo verdadero en la profundidad de cada persona y de hacerse uno más entre todos.
Tuvo, ese hombre, la genialidad de quien conduce con acierto y, sobre todo, mantuvo siempre su oído y sus brazos al servicio de los más necesitados.
Jesús Abel Blanco, había nacido en 9 de Julio, el 20 de agosto de 1926, en un edificio de Tucumán y Santiago del Estero. Fueron sus padres, Tito Blanco, natural de Oviedo, en Asturias, y Manuela Nieto, de Andavías, en Zamora; es decir, ambos españoles.
A partir de 1952, se incorporó a la Usina Eléctrica Popular «Mariano Moreno». En esta, ya venía desarrollando tareas provisorias desde agosto del año anterior… En marzo de 1990, después de 45 años de aportes, al régimen previsional, dejaba la cooperativa para acogerse a los beneficios de la jubilación.
En 1968 fue elegido subsecretario general de la Federación Argentina de Luz y Fuerza (FATLYF); y, un año después, presidente de la comisión provisoria de la Central Interamericana de Trabajadores de Luz y Fuerza (CITLYF). En razón de su actividad sindical, sintió el impulso para realizar sus estudios secundarios. En 1968, recibió el título de Perito Mercantil, en la Escuela Nacional de Comercio, después de rendir sesenta y tres asignaturas, en forma libre.
En 1969, ingresó a la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires, principiando la carrera de abogacía y procuración, también con la modalidad de alumno libre. Estos estudios debió suspenderlos, en 1973, con ocasión de haber sido electo intendente municipal de 9 de Julio.

EN LAS FUNCIONES EJECUTIVAS Y DELIBERATIVAS EN 9 DE JULIO
CINCO VECES ELEGIDO INTENDENTE
El 18 de marzo de 1962, fue elegido intendente municipal del partido de 9 de Julio. Al ser derrocado el gobierno del doctor Frondizi, los actos electorales fueron anulados. En consecuencia, Blanco no pudo asumir la jefatura comunal, para la cual había sido elegido.
Hacia 1963, fue nuevamente candidato. Esta vez, el peronismo fue proscrito, razón que le obligó a quedar fuera de los comicios.
Transcurridos dos años, se le confirió una banca en el Concejo Deliberante local, para el período que debía concluir en 1969. Pero, en 1966, el golpe militar del general Ongania, puso fin a las instituciones democráticas.
En 1973, Blanco, resultó electo intendente municipal. Aunque su mandato debía concluir en 1977, el 24 de marzo de 1976, terminó con el advenimiento del llamado «Proceso de Reorganización Nacional».
En 1991, el voto popular volvió a llamarlo para el ejercicio de la intendencia municipal. A esta, siguieron dos nuevas reelecciones, para los ciclos de 1995-1999 y 1999-2003.
Aún cuando podía pensar en el merecido descanso, cuando ya había pasado los ochenta años, continuó con la mirada puesta en el bienestar de su pueblo. En octubre de 2007 volvió a postularse para el cargo de intendente municipal.
Aún retirado en su hogar continuaba atendiendo las necesidades de muchos nuevejulienses que llamaban a su puerta. Siempre tenía tiempo, sea cual fuere la hora del día, para prestar su ayuda a quienes se lo solicitara.

DOS VECES DIPUTADO NACIONAL
En 1985 fue elegido diputado nacional, mandato que debió finalizar en 1989. En este sentido, integró las comisiones de Energía, Presupuesto y Hacienda, Familia, Mujer y Minoridad, ejerciendo la vicepresidencia de la de Comunicaciones.
Cabe señalar que, en 1994, ocasión de la reforma de la Carta Magna, Jesús Blanco fue elegido convencional constituyente.
Después de obtener licencia a su cargo de intendente.
Entre 2001 y 2005 volvió a ocupar una banca en la legislatura nacional, como diputado.

SU RECUERDO
La historia de la vida política de 9 de Julio, especialmente en las últimas cuatro décadas ha tenido a Jesús Blanco como uno de sus protagonistas más destacados. Habrá, en el futuro, de estudiarse y escribirse la historia de estas décadas y, el nombre de Blanco estará allí, presente.
Jesús Blanco ya es parte de la historia, sus obras son el más encumbrado legado que un hombre puede dejar a sus conciudadanos. Y Blanco dejó un mensaje, una huella, una luz para el futuro.

Últimas noticias

Capacitan sobre Trabajo en Equipo

  Este lunes en la Cámara de Comercio comenzó una capacitación sobre trabajo en equipo, que continuarán el 6 de...

Noticias relacionadas