25 mayo 2022

La epinefrina, una herramienta que salva vidas

Este es el nombre que reciben las inyecciones de adrenalina que deben auto-administrarse quienes tienen alergia ante un shock. Es importante que las personas con esta patología lleven consigo una pulsera identificatoria, y por supuesto que reciban instrucciones sobre cómo utilizar esta medicación, que tiene forma de lapicera.

Para las personas que son alérgicas la peor pesadilla no es cruzarse con el alérgeno, esa sustancia que los hace somatizar, sino ser protagonista de una anafilaxia.

Este cuadro es una reacción alérgica generalizada y sistémica –es decir que involucra diferentes órganos- también conocida como shock anafiláctico, que pone en riesgo la vida.

Si bien no suele ser muy frecuente, ocurre. Por esa razón los especialistas hacen hincapié en la educación del paciente para que éste sepa cómo reaccionar frente a este evento.

La primera opción, es decir el tratamiento de elección para la anafilaxia, es la aplicación de epinefrina (adrenalina), una inyección que los pacientes pueden y deben auto-administrarse lo más rápido posible inclusive a través de la ropa, para luego concurrir a un centro de salud en el cual puedan administrarle corticoides o antihistamínicos.

La epinefrina, que se comercializa bajo el nombre de EpiPen, está disponible en dos dosis: una destinada a niños mayores y adultos, y otra que se utiliza para niños pequeños.

“La inyección de epinefrina contiene una sola dosis, con lo cual es recomendable que los pacientes lleven dos consigo en caso que necesiten una aplicación, y al rato (entre los 5 y 15 minutos) otra. La adrenalina debe utilizarse ante la presencia de los siguientes síntomas: problemas para respirar, sensación de presión en la garganta, mareos o sensación de desmayo, inflamación de los labios, los ojos o la cara, picazón o sarpullido”, explicó el Dr. Ricardo Zwiener, médico de consultorio del servicio de Alergia e Inmunología del Hospital Universitario Austral (HUA).

“Cuando se trata de un niño hay que utilizar el auto-inyector si no responde o se desmaya durante una reacción alérgica, así como también en caso que tenga alergia a los alimentos y vomite varias veces después de comer, o si estos síntomas se acompañan de enrojecimiento y ronchas. También cuando padece broncoespasmos”, agregó Zwiener.

Entre otros síntomas, la anafilaxia también produce ronchas en todo el cuerpo, hinchazón en la cara, edema de glotis, nauseas, vómitos, convulsiones, falta de aire, shock con presión arterial baja y pérdida de conciencia.

En cuanto a los alérgenos que pueden provocar un shock anafiláctico, los principales son:
– Alimentos: leche de vaca, huevo, pescado, trigo y soja
– Medicamentos: ciertos antibióticos (penicilina, amoxicilina) o analgésicos (aspirina, ibuprofeno o diclofenac)
– Picaduras de insectos: abejas, avispas y hormigas coloradas
– Látex presente en guantes, globos, preservativos, material deportivo y productos médicos
– El ejercicio, ya sea por sí mismo, o después de comer ciertos alimentos (trigo, apio, mariscos) o consumir medicamentos como la aspirina

“Si bien la adrenalina ayuda a salir de la situación de riesgo, es muy importante que inmediatamente después de la inyección la persona llame a un servicio de emergencia o sea traslado al hospital más cercano, donde los médicos podrán controlarlo, y si es necesario administrarle oxígeno para mantener abiertas las vías respiratorias hasta que la reacción se resuelva. También puede ser que le administren dosis adicionales de epinefrina, fluidos y otros medicamentos”, aclaró el Dr.

“Los beneficios de la epinefrina durante la anafilaxia superan ampliamente sus riesgos, razón por la cual no existe contraindicación. No obstante, se recomienda precaución cuando se la administra a pacientes de edad avanzada o con enfermedad cardíaca conocida. El auto-inyector solo debe ser inyectado en la cara anterolateral del muslo (no en el glúteo) ni por vía intravenosa”, completó el Dr. Zwiener.

Algunos consejos prácticos para las personas alérgicas:

– Sepa a que es alérgico y tome precauciones

– Sepa reconocer los síntomas de la anafilaxia

– Lleve siempre con usted el EpiPen y verifique la fecha de vencimiento

– Infórmese respecto a cómo y cuándo debe ser aplicada

– Amigos, familiares y colegas deben conocer su alergia y deben saber reconocer los síntomas de la anafilaxia y la forma de administrar la adrenalina intramuscular

-Lleve consigo una identificación ya sea una pulsera o collar que diga claramente a que es alérgico.

Contacto:
*Dr. Ricardo Zwiener
Médico de consultorio del servicio de Alergia e Inmunología
Hospital Universitario Austral
[email protected]

Fuente: Hospital Universitario Austral

Últimas noticias

Revolución de Mayo: el Acto se realizó en Quiroga

En el marco del 212º aniversario de la Revolución de Mayo, este martes 24 se llevaron a cabo en...

Noticias relacionadas