25 septiembre 2021

La Huella une los pueblos del Partido

Partió el 8 de enero: recorrerán 300 kilómetros a caballo

HUELLA19-2HUELLA19-TAPA

Los nuevejulienses Diego Aguilar y Miguel Cattaini son los protagonistas de una «Huella» por los caminos rurales de 9 de Julio. En total recorrerán alrededor de 300 kilómetros a caballo y en sulky. La idea era hacer la unión: terminando en 9 de Julio después de haber unido los pueblos.
Diego Aguilar y Miguel Cattaini viajan con el caballo «Tato» (que tira el Sulky) las yeguas «Pintura» y «Clarise». Los acompañan los perros «Guille» y «Falucho».
Diego Aguilar comentó a «EL 9 DE JULIO» que «en una charla con Miguel, en un asado empezamos a hablar del tema. Nos fuimos organizando y gracias a Dios lo pudimos hacer».
Aguilar y Cattaini realizan esta huella por voluntad propia. Aguilar es abogado, pero le «encanta el campo y andar a caballo, las mismas ganas que Cattaini.
Son apasionados por los valores de la tradición. A modo de ejemplo, prefirieron usar un sulky con ruedas de madera y no de goma, para hacerlo como ocurría antes.
Partieron de la zona de «La Colonia» -camino a Naón- el martes 8 de enero. Ese mismo día arribaron a la Ciudad a una quinta ubicada en la continuación de Av. 25 de Mayo. La lluvia demoró la salida. Después se le rompió una rueda y con la ayuda de Juan de Dios García pudieron arreglarla para continuar el jueves hacia El Provincial.
El Delegado Municipal de El Provincial Ignacio Tojo les cedió un predio para el campamento y armar la carpa, siguiendo viaje el viernes hacia Norumbega, almorzando por el campo de jineteada. Siguieron rumbo a Mulcahy y a la noche arribaron a Patricios. El delegado Carlos Guiotto y Gustavo Gallipó les consiguieron un lugar para acampar el viernes.
Mientras la gente preparaba todo para el corso, el sábado 12 los huelleros marcharon con destino a Morea. El Vicepresidente del Club, Luis Gatti les cedió el quincho de la cancha para pasar la noche del sábado. El domingo lo utilizaron para el descanso de los caballos. El Presidente del Club Jorge Iturralde, también les prestó ayuda.
Este lunes 14 reanudaron su camino rumbo a Dudignac, arribando en horas de la tarde. En el haras «Los dos tordos» de la familia Barbutti se quedaron a dormir, atendidos por Atilio Ríos.
El martes se dirigieron rumbo a Santos Unzué, recibidos por Mauricio Tobal quien les recomendó visitar el almacén de Sergio Montanari, recibiendo un agasajo.
El camino siguió hacia 12 de Octubre, pero antes de llegar a la localidad el martes 15 hicieron noche en el campo de Jorge Bazzetta. El miércoles salieron hasta llegar al predio de Guillermo Ferro en 12 de Octubre. En la sede del Club, Adriana Sguazza les dio el almuerzo y los atendió de la mejor manera. Siguieron hasta hacer noche en el campo de Fabio Marini.
La Huella marcó su rumbo a El Chajá y French el jueves. En French se quedaron en la quinta de Cristian Trombetta. El Delegado Municipal Ispizua los derivó al taller de Bonello, para reparar una vara que se les había quebrado. De ese modo, el viernes 19 siguieron hacia La Niña y fueron recibidos por Juan Carlos Cabrer con un asado.
Este sábado fueron invitados a almorzar en La Niña, agasajado por Paredes. Además en el Club, Andrés Arauz les dio fiambres para llevar, antes que salgan esta tarde rumbo a Quiroga. La idea es hacer noche antes de Quiroga, allí los espera Raúl Rocca.
LUGARES POR RECORRER
Después de Quiroga los huelleros regresarán por Neild, El Tejar, Naón, Dennehy, para ingresar a la Ciudad de 9 de Julio por el camino que conecta con la Avenida Mitre y finalizar en el campo de Martín Erbetti quien les prestó el sulky y el caballo.
Los huelleros no tienen apuro. En muchos lugares los esperan para compartir un asado. «Teníamos previsto hacerlo entre 12 y 15 días pero se va retrasando y es probable que tardemos 20 días. No sabemos», reconoció Aguilar.

Últimas noticias

Llevaron la camiseta de Quiroga al cerro Tres Picos

La camiseta Nro 8 del Club Atlético Quiroga, además de tener el ida y vuelta desde la mitad de...

Noticias relacionadas