1 julio 2022

Recordaron al Cardenal Pironio con una Misa en Luján


Al conmemorarse el 24° aniversario del fallecimiento del Cardenal Eduardo Pironio (hijo de la comunidad nuevejuliense) el día domingo se celebró una misa en la basílica y santuario nacional de Nuestra Señora de Luján. El obispo de la Diócesis de 9 de Julio, monseñor Ariel Torrado Mosconi concelebró la misa presidida por el arzobispo de Mercedes-Luján, monseñor Jorge Eduardo Scheinig y concelebrada también por el obispo de Chascomús, monseñor Carlos Humberto Malfa.
El cardenal Eduardo Francisco Pironio fue un “hombre de fe y esperanza, un hombre lleno de gracia y santidad», afirmó monseñor Scheinig antes de comenzar la misa.
Desde el fallecimiento del cardenal, cada año se celebra una misa en su memoria el primer domingo de febrero en el santuario de Nuestra Señora de Luján, donde descansan sus restos, con el propósito de mantener viva y actualizada su figura del purpurado y su vida y, también, para pedir por su beatificación.
Monseñor Torrado Mosconi tuvo a su cargo la homilía, y comenzó destacando los rasgos en la vida de Pironio “que ayudan a profundizar los textos”. En efecto, señaló sus virtudes de vocación y humildad y la importancia que le daba a la misión.
«Fue -añadió el obispo de 9 de Julio- un atento oyente y contemplativo de la Palabra”, y un contemplativo de la realidad, un ejemplo de que no es con la confrontación como se resuelven las crisis. ”Fue un apasionado por la pastoral de los jóvenes y por lo tanto, también, de la pastoral vocacional”.
“Hemos sido conmovidos por la cultura de la muerte que conduce a la autodestrucción por el alcoholismo y la droga”, señaló el prelado, y en ese marco alentó a promover la cultura vocacional para “hacer un mundo mejor” y, también, en referencia al Evangelio, animó a «echar las redes».
“La Iglesia existe para evangelizar”, subrayó monseñor Ariel Torrado Mosconi.
El Ingeniero Rafael Corso, presidente de Acción Católica Argentina, organizador del encuentro junto con el Instituto Cardenal Pironio de la Pastoral de Juventud y las “Hermanas pironeanas”, tuvo a su cargo la primera lectura. El grupo «Filocalia» acompañó con sus voces.
Al finalizar la misa, monseñor Scheinig invitó a la feligresía a rogar a la Virgen por las intenciones particulares y también por la Patria “en la que familiares y hermanos no la están pasando bien”. Y concluyó con la oración por la beatificación del cardenal, que los tres celebrantes rezaron delante de su tumba, ubicada en la nave izquierda del templo.

Últimas noticias

Frente de Todos: «recibimos tres veces el Presupuesto»

El tratamiento del Presupuesto 2022 de la Municipalidad de 9 de Julio tuvo la particularidad de aprobarse el jueves...

Noticias relacionadas