28 julio 2021

Tabaco: asocian su consumo a sobrepeso y obesidad


Dejar de fumar da como resultado mejoras considerables en la salud y a menudo va acompañado de un aumento de peso. En el contexto sanitario que estamos atravesando, durante el año 2020 un 5% de los argentinos comenzó a fumar, por lo que el acompañamiento nutricional toma importante relevancia resalta el Colegio de Nutricionistas de la Provincia de Buenos Aires que busca concientizar a la población acerca del impacto del consumo de tabaco en la salud, en el marco del Día Mundial Sin Tabaco que se celebra este lunes, 31 de mayo.
El vínculo entre el tabaquismo y el peso corporal se conoce desde hace muchos años. Diversos estudios muestran que, en promedio, los fumadores pesan menos que los no fumadores y los ex fumadores pesan más que los fumadores y los no fumadores.
En un sondeo realizado por IPSOS a nivel mundial sobre «Dieta y Salud durante la Pandemia», tres cuartas partes de las personas consultadas informaron cambios en su peso, ejercicio, consumo de alcohol o tabaquismo desde que comenzó la pandemia, y en nuestra región un 5% de la población comenzó a fumar.
La problemática del aumento de peso no solo se refleja en fumadores, sino que también tiene alta repercusión en ex fumadores, dónde la ganancia de peso cobra más fuerza.
Dejar de fumar probablemente causa aumento de peso porque la nicotina (en los cigarrillos) es un supresor del apetito. Uno de los síntomas más comunes y duraderos de la abstinencia del tabaco es el aumento del apetito.
La evidencia sugiere que la nicotina aumenta la tasa metabólica basal y la eliminación de este efecto da como resultado una disminución en el gasto de energía en un momento en que aumenta el apetito.
«Desde el punto de vista nutricional, debemos brindar estrategias que permitan a fumadores y ex fumadores llevar una alimentación equilibrada y rica en variedad de nutrientes buscando evitar un aumento de peso, menciona la licenciada en nutrición Erika Noelia Skrypnik (MP 5259) del Colegio de Nutricionistas de la Provincia de Buenos Aires. Agrega: «Es importante destacar que el consumo de tabaco es factor de riesgo para el desarrollo de enfermedades crónicas no transmisibles, no fumar forma parte de las recomendaciones que brindamos a la población junto a otras como llevar una alimentación saludable, realizar actividad física, consumir agua potable y segura, tener una correcta rutina de sueño”.
Además, es importante “ordenar la alimentación (horarios, variedad, calidad y cantidad), la hidratación; disminuir la densidad calórica en comidas y bebidas en base al plato alimentario argentino, selección de alimentos naturales con reducción del consumo de procesados, altos en azúcares, sodio y grasas», explica la licenciada en nutrición María Alejandra Dell’Oso (MP 308) del Colegio de Nutricionistas de la Provincia de Buenos Aires.
Recomendaciones:
Evitar fumar, si ya tenés el hábito y no podés dejarlo busca ayuda profesional.
Mantener una alimentación variada, rica en nutrientes y disminuida en alimentos procesados.
Llevar una correcta hidratación.
Realizar chequeos médicos correspondientes.
Realizar actividad física.
Si sos fumador o ex fumador consulta con un/a nutricionista, te brindará herramientas y estrategias para llevar una alimentación saludable acorde a tus necesidades, y en caso de que lo necesites, acompañará el proceso de descenso de peso.
Datos
El análisis de la encuestadora IPSOS incluyó 62 estudios que reflejaron que el abandono del hábito de fumar se asocia con un aumento medio de 4-5 kg en el peso corporal después de 12 meses de abstinencia, y la mayor parte del aumento de peso se produce dentro de los tres meses posteriores al abandono. La variación en el cambio de peso es grande, con aproximadamente el 16% de los que abandonan el hábito perdiendo peso y el 13% ganando más de 10 kg.
Según la Organización Mundial de la Salud el tabaquismo es la primera causa de muerte prevenible en los países desarrollados, y también la causa más importante de años de vida perdidos y/o vividos con discapacidad.
El Ministerio de Salud de la Nación menciona que en Argentina se calcula que mueren cada año 40 mil personas por esta causa.
La última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo arrojó que el 22,2% de la población adulta consume tabaco.
La Fundación Interamerica- na del Corazón (FIC) realizó un estudio monitoreando 4 plataformas de aplicaciones móviles en 7 ciudades diferentes del país (Salta, Rosario, Mendoza, Neuquén, Ciudad Autónoma de Buenos Aires y La Plata) y mostró que en el 100% de los casos no se verificó la edad de quién realizó la compra y se entregaron productos de tabaco a menores de edad.
La Organización Panamericana de la Salud indicó que “el tabaco causa 8 millones de muertes cada año” y alertó que “los fumadores tienen mayor probabilidad de desarrollar enfermedad severa como COVID-19 que los no fumadores”
Prensa Colegio de Nutricionistas de la Provincia de Bs.As. [email protected] Contacto de prensa:
(11) 5751-2989

Últimas noticias

Día Nacional de Concientización sobre el TDAH

Hoy como cada día 28 de julio es el Día Nacional de la Concientización, Sensibilización e Información sobre el...

Noticias relacionadas