7 marzo 2021

Un país inviable

La Argentina no es una verdadera democracia

He sostenido en varias notas en este medio que la Argentina es un país inviable, principalmente por razones económicas. Hoy quisiera enfocarme en los aspectos jurídicos y políticos.
Somos muchos los que pensamos que en nuestro país no hay una verdadera democracia con división de poderes, garantías constitucionales y seguridad jurídica, donde los que cometan delitos sean castigados y no premiados como ocurre acá. Un caso emblemático es el del expresidente Carlos Menem, actual Senador por La Rioja, condenado en varias instancias por la voladura de la ciudad de Rio Tercero, Córdoba, donde fallecieron al menos 8 personas. Hoy esa causa duerme en algún cajón de la Corte Suprema de Justicia esperando solamente que fallezca el imputado de edad avanzada o que por el paso del tiempo se dictamine con cualquier excusa su sobreseimiento. Hace unos años cuando el ex presidente Menem quiso renovar su banca la Corte lo habilitó por carecer de sentencia definitiva. Una vergüenza para la Justicia, el Congreso y toda la Argentina.
Otro tema interesante de análisis es el de Cristina Fernández de Kirchner, procesada en 7 causas y Vicepresidenta de la Nación. Hace unos meses en la causa más avanzada, la del direccionamiento de la obra pública para favorecer a Lázaro Baez, al presentarse ante el Tribunal desconoció a los jueces, les dijo que eran parte del law fare (acusaciones sin pruebas) y sostuvo muy suelta de cuerpo con la soberbia que la caracteriza que la historia ya la había absuelto y por supuesto no quiso contestar ninguna pregunta del Tribunal.
Hoy es Ella quien manda en nuestro país junto a su hijo Máximo, Kicillof y la Cámpora. Esta última agrupación maneja las cajas más importantes del Estado, tales como PAMI y ANSES. Alberto es un títere manejado por Ella y el “vamos por todo” que no pudo cumplirse al asumir su segundo mandato hoy parece estar más cercano. Ahora también quieren modificar la Corte Suprema ampliando el número de sus miembros para de esta forma diluir el poder de los actuales Supremos por no ser suficientemente allegados a su pensamiento y no poder manejarlos como ella quisiera. En muchas de las causas que tienen a Cristina como procesada se van poniendo trabas y obstáculos para avanzar y no sería raro que se fueran ralentizando hasta pasar al olvido como la causa contra Menen. Pero por las dudas es mejor reformar la Corte y poner Jueces amigos, seguramente piensa Cristina.
El Congreso de la Nación está de hecho clausurado ya que con la excusa de la pandemia hace meses que no sesiona y al Jefe de Gabinete le han otorgado plenos poderes para, entre otras cosas, modificar o transferir partidas presupuestarias de un lugar a otro.
Los organismos de control, entre ellos la Oficina Anticorrupción, parecen no funcionar ya que están en manos del oficialismo y no les interesa promover ninguna investigación sobre lo actuado en el gobierno de CFK.
Para peor de todos los males el Presidente de la Nación esta semana visitó Formosa y calificó al gobernador Gildo Insfran de ser su amigo y a Formosa como el “modelo a seguir” lo cual no es poco ya que Insfran lleva casi 25 años en el poder, 6 períodos consecutivos. La más larga sucesión de reelecciones desde el regreso de la democracia a nivel de gobernador. Un verdadero señor feudal que ha aniquilado todas las instituciones, que controla los tres poderes del Estado, persigue a la prensa independiente y no permite ningún disenso. Tiene una fortuna incalculable, construida en base a corrupción y negociados, como el de la causa de Old Funds donde se repartieron coimas con Boudou, Vanderbroele, Nuñez Carmona y funcionarios formoseños, según confesó el arrepentido Vandenbroele. El modelo económico formoseño que Alberto Fernández pone como ejemplo tiene por señal distintiva que no genera sus propios recursos ya que no produce nada o casi nada. El 95% del presupuesto proviene de la coparticipación federal, la actividad privada es insignificante, es la provincia que menos exporta. En Formosa trabajar en el Estado o recibir un plan, que también reciben extranjeros, paraguayos que cruzan el rio sólo para cobrar o votar, es lo que hace el 90% la población. La Argentina es un país generoso. Si este es el modelo a seguir que nos pone el Presidente estamos mal y vamos peor, no como decía Menem estamos mal pero vamos bien. Algunos señalan que la afirmación de Alberto fue hecha solamente en el marco de la pandemia porque Formosa no tiene ningún caso, pero de cualquier forma no es bueno mostrarse con este personaje que no tiene nada de democrático y se muestra y siente como el dueño de la provincia. De él dijo el Presidente “es un buen politico” y “un gran ser humano“.
Hoy en nuestro país hay muchas dudas sobre el accionar de la Justicia y no sería raro que a corto plazo avance una reforma judicial y posiblemente si ganan las elecciones de medio término una reforma Constitucional.
Eduardo Gallo Llorente
29 de Mayo del 2020

Últimas noticias

Se avanza en la creación de un «Puerto Seco»

Este viernes autoridades municipales encabezadas por el Intendente Mariano Barroso, recibieron la visita de funcionarios provinciales, junto a quienes...

Chocaron un patrullero y un auto

En horas de la madrugada de este sábado, a la hora 3.40, se registró un accidente de tránsito en Ruta 65 y Av Urquiza...

Se cumplió la primera semana de clases

El lunes 1º de marzo comenzó en la Provincia de Buenos Aires el ciclo lectivo en los niveles Inicial y Primario, en la mayoría...

Los casos activos ascienden a 158

El Comité de Crisis informó este sábado que se registraron 9 casos nuevos de Coronavirus en 9 de Julio y por otro lado recibieron...

Vacunación contra el Covid-19: a la espera de nuevos turnos

El viernes 26 de febrero concluyó el operativo que se implementó en la Escuela Normal Superior en el mes de febrero y mientras tanto...

Noticias relacionadas

- Advertisement -